• LENS

Reinventando la educación superior ante la nueva realidad

Actualizado: 16 jun 2020


El COVID-19 ha creado una nueva realidad para el sistema de educación superior, revolucionando el panorama de aprendizaje en línea, cambiando los procesos de admisión y modificando el sistema de enseñanza.


El mundo no será el mismo después de esta crisis, los sistemas de educación superior serán diferentes. En la situación posterior a la crisis, se establecerán nuevas expectativas para las instituciones de educación superior en términos de enseñanza, de su comunidad, e incluso de su misión y valores. Las instituciones deberán operar en un clima económico, social y político muy diferente.


El COVID-19 ha provocado el cierre de la mayor parte de las universidades en el mundo. Las instituciones tuvieron que migrar a un sistema de enseñanza en línea de manera repentina. ¿La adopción del aprendizaje en línea continuará persistiendo después de la pandemia y cómo ese cambio impactaría el mercado educativo?


En el corto plazo, se estima una disminución importante en el número de inscripciones de alumnos en universidades. De acuerdo a un estudio de The American Council on Education (ACE), se estima entre un 15% y un 25% de disminución en las inscripciones en Estados Unidos. En México, el impacto podría ser más alto, especialmente para instituciones menos preparadas para realizar ajustes rápidos a su propuesta de valor. Esta situación podría poner en riesgo la continuación de las operaciones de algunas instituciones.


Por otra parte, ¿Podría el cambio al aprendizaje en línea ser el catalizador para crear un método nuevo y más efectivo para educar a los estudiantes? En el mediano plazo, se espera el surgimiento de un nuevo modelo híbrido de educación, con un sistema de enseñanza presencial y en línea, con beneficios significativos. La integración de la tecnología en la educación se acelerará aún más y la educación en línea eventualmente se convertirá en un componente integral del aprendizaje.


Además de importantes retos, creemos que esta situación también presentará oportunidades para las universidades en el futuro. La estrategia y acciones tomadas hoy determinarán en buena parte el futuro de las instituciones de educación superior.


Este artículo detalla tres acciones específicas que las universidades podrían tomar en los próximos meses para ayudar a mejorar el aprendizaje, el compromiso y la experiencia de los estudiantes. Ya sea que los estudiantes puedan regresar al campus durante el período de otoño o permanecer remotos por más tiempo, estos movimientos pueden inspirar a las instituciones a poner a prueba nuevas iniciativas, aprender qué funciona, iterar y posicionarse para crear capacidades que mejoren la instrucción de forma permanente.







Cambios en el modelo educativo Y MAYOR PERSONALIZACIÓN


Aunque el plan de estudios de algunas instituciones ha evolucionado, la forma en que se enseña no ha cambiado en gran medida.


Existe una brecha entre la necesidad de las empresas de ciertas habilidades y su disponibilidad en el mercado. En la era digital actual, cuando existe una mayor participación de las máquinas en tareas cada vez más complejas, los educadores deben redefinir el "pensamiento crítico". Las empresas pronto requerirán empleados que puedan trabajar con herramientas digitales y con humanos en proyectos cada vez más complejos y de colaboración.


Ante el doble desafío de aumentar las habilidades mientras se controlan los costos, el sistema educativo no tiene otra opción que abrirse a las innovaciones en la enseñanza, especialmente las digitales. La transformación digital de la educación implica mucho más que simplemente instalar una computadora en aula o dar clases a través de Zoom. La verdadera transformación significa renovar totalmente el modelo educativo, las herramientas de enseñanza y las funciones de los profesores. La tecnología no tiene como objetivo reemplazar a los maestros, solo complementarlos.


Las instituciones de educación superior deberán desarrollar un programa académico que combine lo mejor del aprendizaje en persona y en línea.


Por otra parte, la enseñanza universal para todos no capacita a los niños para pensar de manera crítica en un mundo cada vez más digital. Con las economías de escala posibles gracias a la tecnología digital, la enseñanza personalizada con un tutor que adapta el ritmo de aprendizaje al alumno, podría ponerse a disposición de más estudiantes.


Por ejemplo, Emlyon Business School desarrolló una aplicación llamada MakerMatch, la cual identifica las preferencias de aprendizaje de los alumnos a través de pruebas que evalúan el perfil cognitivo de cada estudiante. Dependiendo de sus preferencias, se define un plan personalizado de enseñanza. Los estudiantes pueden adaptar sus cursos a su perfil.


Otra plataforma de aprendizaje, Osmosis, ha revolucionado la forma en que los estudiantes de medicina estudian. Usando conceptos educativos basados ​​en preguntas, tarjetas y videos, imágenes, aprendizaje colaborativo y gamification, Osmosis personaliza el método de aprendizaje para maximizar su efectividad.


En el futuro, se espera una mayor demanda de modelos educativos personalizados, lo cual será posible gracias a plataformas digitales que utilicen inteligencia artificial para definir un plan de enseñanza a la medida.



Mayor uso de herramientas tecnológicas y analíticas


Atrás quedaron los días en que los estudiantes se sientan en el aula y aprenden únicamente escuchando conferencias. Hoy, la educación debe ser colaborativa e interactiva. Para obtener el beneficio completo del aprendizaje en línea, debe haber un esfuerzo concertado para ir más allá de replicar una clase física a través de capacidades de video. Se espera que las universidades adopten un mayor número de herramientas tecnológicas y de colaboración que promuevan la personalización y faciliten la interacción de profesores y alumnos.


Por ejemplo, algunas instituciones están reforzando sus capacidades para proporcionar mejores herramientas de colaboración entre maestros y estudiantes. Lark, una plataforma de colaboración con sede en Singapur, comenzó a ofrecer a profesores y estudiantes tiempo ilimitado de videoconferencia, capacidades de traducción automática, colaboración en tiempo real del trabajo del proyecto y gestión de calendarios automáticamente, entre otras características.


El uso de inteligencia artificial (IA) en la educación superior ya ha demostrado ser útil. Por ejemplo, la Universidad Deaken de Australia utilizó IBM Watson para crear un servicio virtual de asesoramiento estudiantil, liberando a los asesores reales para manejar problemas más avanzados.


Las colaboraciones con otros maestros también serán críticas, tanto dentro de escuelas específicas como de manera más amplia.



Aumento en la accesibilidad de alumnos y profesores


Uno de los principales beneficios de la transformación digital es que la información y el conocimiento sean accesibles. Las tendencias de las transformaciones digitales en la educación hacen que cada vez sea menos importante el lugar donde vives.

Por otra parte, una educación en línea o híbrida, aumenta la capacidad de alumnos que pueden atender las instituciones, sin aumentar los costos fijos.


Además, al reducir la barrera geográfica, las universidades podrán colaborar con profesores que complementen la oferta educativa y obtener importantes beneficios de economías de escala. Por ejemplo, para universidades que cuentan con varios campus, un profesor podría dar la clase a cientos de alumnos.


Para capturar estas oportunidades se volverá relevante fortalecer los canales de promoción digital (marketing digital, eventos informativos en línea, módulos gratuitos, etc.), rediseñar los procesos de admisión y evaluación, repensar las colegiaturas, modificar el proceso de otorgamiento de becas y atraer a profesores que complementen la oferta educativa.



_______________________________________________________


Sabemos que el aprendizaje debe seguir evolucionando y que la tecnología y las herramientas pueden ayudar a hacerlo. El futuro de la educación es emocionante y aterrador. Las universidades deben evolucionar para adoptar nuevos sistemas de enseñanza, estilos de aprendizaje y tecnologías que puedan cautivar a los estudiantes. Eso debería estar realmente en el centro de nuestros esfuerzos de cambio y transformación digital en la educación.


En LENS, tenemos una amplia experiencia en temas de transformación digital, analítica avanzada y automatización de procesos. Podemos apoyar en la definición de un nuevo modelo educativo, en la integración y desarrollo de tecnología para facilitar la colaboración entre alumnos y profesores, así como en la optimización de procesos clave a través de analítica avanzada, incluyendo: ­

  • Aumento de leads a través de una estrategia de promoción digital

  • Eediseño de procesos de admisión y evaluación

  • Optimización de journeys, estrategia de pricing y becas para programas híbridos y online

  • ­Plan de talento (profesores) para las nuevas carreras

Si te interesa conversar con nosotros envíanos un correo a contacto@lens.mx o directamente a alguno de los socios:

luis.bisteni@lens.mx

gonzalo.morales@lens.mx.

daniel.silva@lens.mx

sergio.echeverria@lens.mx

enrique.gomezserrano@lens.mx


Suscríbete a LENS Insights

¡Gracias por suscribirte a LENS Insights!